Selenita

(letra y música Sergio Gobi, 2020)


crece
clara
tu comisura
ante mi madriguera
nodriza del mar
un mar de leche oscura
atajo al tajo original

mi alma
rota
bebe del cráter
de tu calavera
ubre de sal negra
me parte el pecho
tu curandera claridad

sos mi sed
de soma
mi hambre
de ambrosía

yo que soy mal
pensado
sólo soy bien
si pienso
en vos


Azul

(letra y música Sergio Gobi, 2020)


me guardo la madrugada para mí solo

relumbran los espejitos con luz de yuta

electro manar de azules golpea antiquísimas notas

encandiladas acacias negras florecen a coro

yo me guardo la madrugada para mí solo



me guardo la madrugada para mí solo

sos verde para entregarte sopla el pampero

a bordo de la sustancia viajo del pantano al río

el balazo que acelera la moto acierta en la aurora

me guarda la madrugada para ella sola

Flore

(letra y música Sergio Gobi, 2020)


vení
oí hermanita tibia la señal
haremos sucumbir
en la maraña el gris pentecostal
sos a la vez la garza ardiente
ascensión de lo inmanente
tersura perdida para ver
tersura perdida para verla volar

¡qué antiguo tiempo va a hacer hoy!
¿se acordará tu piel de mí?
hay colibríes que al pasar
ante un perfume de azahar
sueñan con un barrio de flore

vení
ya me regaste el árbol primordial
tempero del sudor
la lluvia aplaude chapa en el umbral
vamo a hacer colapsar
la máquina parlante
volveremos al antes
volveremos al antes del lenguaje

¡qué antiguo tiempo va a hacer hoy!
¿se acordará tu piel de mí?
hay colibríes que al pasar
ante un perfume de azahar
sueñan con un barrio de flore

Venus del Culo


(letra y música Sergio Gobi, 2019)


entre tanto alarido me alcanza la voz
justo cuando el satori me iba a salir
en el último instante el esplendor venéreo cedió
justo cuando me iba a salir
un instante de esplendor

justo cuando me iba pulsando un amor
en el centro del polvo incorpóreo pensé
en un cuerpo migrante clavado en el fondo del mar
justo cuando acababa pensé
afrodita en el fondo del mar

la sirena aletea
su voz abre un surco
en la piel de la espuma
que pone al abismo en abismo a caer
déjenme desnudo saltar
quiero ser su ínsula gris
pastorear tascando del heno
del monte de venus calipigia

justo cuando me iba habituando al fuyí
como cuerda de un arpa mulera vibré
catapulta a la ausencia bartola benesra también
como cuerda mulera vibré
catapulta a la ausencia

de la piedra maldita alzaré mi chalet
tapizado de lánguidas tetas de amor
justo cuando me iba importando la vida un gurí
tapizado de tetas de amor
justo cuando un gurí


Fata Morgana

(letra y música Sergio Gobi, 2019)


la moda de este invierno es uniforme
todas llevan tu esfinge liebe mora
estilan tu turbante cabellera
tu mano de tacuara labradora

el barrio usa en las chinas tu retrato
tu tajo en sus profundas aberturas
los cuerpos sintonizan tu contorno
cada detalle da a tu arquitectura

canta el quetzal común que anuncia aurora
las semillas se rajan como uvas
sin borde en el cristal pobre mi espera
sin borde en el cristal será locura
y acabará por empezar a destilar
y acabará por empezar a destilar su pócima
y acabará por empezar la primavera

visor de un espejismo evanescente
llevo tu estuche puesto en carne propia
hasta la luna imita tu estatura
tan lejos como vos de toda copia

del árbol de este amor de fruta invicta
cuando investiguen primogenitura
verán al pie de búdicos ombúes
la entraña apuñalada en la llanura

canta el quetzal común que anuncia aurora...

Moriana

(letra y música Sergio Gobi, 2019)


moriana
ya estabas en la trama
secreta eras la gema
disuelta en mi animal

moriana
tu voz transmite un sacro
temblor que ajusta el chacra
de la felicidad

amoriana
el río que me ampara
circunvala tu cara
me anima a naufragar

por todos los contornos que inventé
variedades nimias de tantearte
dime mora mi bien
a quién acaricié recién
acá la noche es prieta como el mar
dime mora mi bien
a quién acaricié recién
si esta nave no lleva a nadie más

moriana
vendrá el amor adicto
con su gloriosa secta
de monstruos de guasap

moriana
tu patio es el más hondo
camino a samarcanda
no me dejes de hablar

amoriana
el río que me ampara
circunvala tu cara
me anima a naufragar

por todas los contornos que inventé... 

La Gran Sandokan

(letra y música Sergio Gobi, 2019)


caramelo pal ojo que ve
magro alrededor yatay y perón tres naranjas al cielo
magro alrededor yataý

mi rutina es la gran sandokan
hago aparecer de la nada el ser en esta esquina
hago aparecer yataý

es secreta la mano que da
basta no pensar el cielo ya es malabar de planetas
algo al parecer yataý

dura un haiku un semáforo en flor
liba roja luz de paradoja vive el saltimbanqui


no se gana ni un triste galeón
esta empresa es mi amor apresar al azar la belleza que sana
algo al parecer yataý

apetito de miel colibrí
intento sinfín volatín sin plan que algo en mí repite
algo al parecer yataý

amalgama de churrasco y luz
toda vino a dar la divinidad en un ideograma
algo al parecer yataý

dura un haiku un semáforo en flor
liba roja luz de paradoja vive el saltimbanqui

Verónica del Ángel

(letra y música Sergio Gobi, 2019)



ángel está por ascender
su estampa esculpe el cielo
ese otro idólatra el amor
plumas de goma espuma

habla por un altoparlán
tiene en la plaza una entidad
un pesebre suspenso
          en su puesto de ídolo

la persuasión lo trajo acá
la fe le sirve para leve levitar
ahí van el ángel y el turbión
como drones de miserere

uno no nota la oquedad
ni la oblación del animal
si el verbo encarna
          es puma pez y pan

eros de pálido papel
          crepón crepé
dios moribundo
          es un zahir veloz
          belén

de labio a labio hasta ser piel
hasta ser carne un héroe más
que ahora sube engarzado
          en un manto del líbano

el mismo envase que al nacer
          fundó mi amor
el pecho abierto un resplandor
          mi dios marrón

cuando la muerte insiste en diferir
usa un risible varieté
ángel sube ergarzado
          en un manto del líbano

La vidalita del toro

(letra y música Sergio Gobi, 2019)


qué lejos queda la hueya
más lejos que andar a pie
de echarla tanto en falta
falta el sereno remoto
sobran fotos de los tres
me anda rondando amarga la vidalita
del toro viejo rumiándome

supe tener una sombra
de oscuro y bronco caudal
la seguí tantas leguas
sin darle tregua avenido
sumido en agua de umbral
trepando amaneceres le copié el trote
una azulada mancha tinta de andar

filosa lengua el silencio 
versada en reproducir
lo que la tonada no acierta decir ni ahí
me anda rondando amarga la vidalita
del toro viejo rumiándome

. . . . .

soy huinca infiel presuntuoso
presumo q´hey de durar
pa ver crecer el tala
que a punta e pala de remo en tierra supe escardar
le oigo imitar el canto de la araucaria
mi amigo el cielo le hace lugar

filosa lengua el silencio
versada en reproducir
lo que la tonada no acierta decir ni ahí
le oigo imitar el canto de la araucaria
mi amigo el cielo le hace lugar

Pan para hoy

(letra y música Sergio Gobi, 2018)


la vi / me dio la sensación de entrar carteando un comodín
de conocer cada rincón / de haber vivido en ese riesgo país

surgió de un cuerpo aún mayor: / la tarde / el molde epitelial
hasta mi estuchecito / hasta mi estuche sito en calle yatay

su voz de mantis mocoví / percal de hule sur batón
labio de lycrado sostén / la bolsa azul del lave-rap

entré a su olor / tuve el tupé de hendir tanteando el canesú
de un cuerpo en línea / de un cuerpo en línea con su astral

con mi tremendo zahorí de idilios muertos al nacer
el mismo eterno déjà vu desenfundó mi magra fe
y ahí nomás / para qué

se puso el zurdo a galopar / como cautiva de malón
pidiendo pan con su tambor / pan para pan / pan para pan
pan para pan / pan para hoy

leí su boca capital / su óxido ribonuclear
un acto antes de nacer / adiviné qué iba a decir

ese evangelio tan fugaz / que traducido al feligrés
suplica al cielo / suplica al cielo temporal

oímos la lluvia en el bidet violar la ley de gravedad
y al apretar en el zaguán saturno y luna bis a bis
ahí tenés / cicatriz

no sé jurar pero es de dios / que todo se iba a repetir
al escucharla respirar / pan para pan / pan para pan
pan para pan / pan para hoy